El matemático que nunca existió

Publicado por Miguel Rubio

«Estoy seguro de que recordará que el señor Bourbaki es el antiguo profesor de la Universidad Real de Besse-en-Poldevie a quien conocí hace un tiempo en un café, donde pasa la mayor parte del día e incluso la noche tras haber perdido su trabajo y la mayor parte de su fortuna por los problemas que causaron que la desafortunada nación poldaviana desapareciera de Europa. Ahora se gana la vida en el café dando clases en belote, el juego de cartas que juega tan brillantemente(….)»La Primera Guerra Mundial interrumpió el fructífero trabajo científico de Bourbaki. Luego estuvo en el Cáucaso durante la Revolución de 1917, trabajando en un instituto de investigación en Poldavia. (…). La guerra civil obligó a Bourbaki a emigrar a Irán en 1920. Ese fue el comienzo de un período oscuro en la vida de Bourbaki (…) finalmente terminó en París, donde ningún matemático reconoció la originalidad de sus ideas».……..Carta del matemático André Weil a un miembro de la Academia de Ciencias de París.

Si el lector no recuerda haber escuchado hablar de Poldavia, es porque ese país nunca existió. Mucho menos el señor Bourbaki.

Nicolas Bourbaki es el nombre colectivo de un grupo de matemáticos franceses fundado en 1935 y que posteriormente incorporó matemáticos de otras nacionalidades.

Una norma de la sociedad Bourbaki es que sus miembros deben abandonar el grupo cuando superan la edad de 50 años. Adoptaron el apellido del general de división francés Charles Denis Sauter Bourbaki.

El grupo fue fundado por los matemáticos Henri Cartan, Claude Chevalley, Jean Coulomb, Jean Delsarte, Jean Dieudonné, Charles Ehresmann, René de Possel, Szolem Mandelbrojt y André Weil.

Algunos miembros destacados del grupo Bourbaki

La principal obra del grupo, Elementos de matemática, constituye un tratado completo de matemática moderna estructurado en 10 volúmenes, el primero publicado en 1939. En 2016 publicó los cuatro primeros capítulos del volumen X.

Primer tomo de la nueva edición (Hermann,1970)

En su autobiografía André Weil relata la elección del nombre:

«Estando Delsarte, Cartan y Weil (tres de sus miembros fundadores) en su primer año de estudiantes superiores, les llegó una convocatoria oficial para asistir a una importante conferencia. El encargado de impartirla resultó ser un alumno mayor que ellos, Raoul Husson, caracterizado con una prominente barba y un acento bastante extraño. Al parecer la conferencia fue una sarta de incongruencias matemáticas, un cúmulo de sinsentidos, cuyo colofón fue el teorema de Bourbaki.

Más tarde, los tres implicados contaron en una reunión del grupo dicha historia. Tanto éxito tuvo la misma entre el resto de miembros que acordaron adoptar Bourbaki como seudónimo para el grupo. El nombre Nicolas fue elegido, al parecer, por la futura esposa de Weil, presente en dicha reunión. Hasta tuvieron que crear una biografía del supuesto matemático Nicolas Bourbaki, ya que para poder publicar sobre su existencia en la Academia de Ciencias necesitaban que un miembro de la Academia presentara el trabajo, junto con unas notas biográficas del autor. En ellas atribuyeron el ficticio país Poldavia como patria de Nicolas Bourbaki.»

El grupo Bourbaki en sus comienzos

La influencia de Bourbaki ha ido mucho más allá
de las matemáticas, ya que jugó el papel de intermediario cultural entre los distintos ámbitos en los que se
desarrolló la amplia corriente de pensamiento que
recibe el nombre de estructuralismo, desde la lingüística y la antropología hasta la economía y la psicología

A raíz del éxito de ventas de los volúmenes de los
Elementos de matemática, el grupo se dota de una estructura oficial para gestionar los diversos problemas prácticos: la Asociación de Colaboradores de Nicolas Bourbaki, creada en 1952 con domicilio social en el de Jean Delsarte, y después en el de Jean-Pierre Serre. A partir de 1972 se establece en un despacho de la Escuela
Normal Superior, donde continúa en la actualidad.

27 febrero, 2020 Matemáticos Teoremas 0

 

Deja un comentario

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.